Premio Nobel de Medicina por la inmunoterapia contra el cáncer

James P. Allison y Tasuku Honjo han sido galardonados hoy de manera conjunta con el Premio Nobel de Medicina por su trabajo de investigación, que ha permitido desarrollar terapias oncológicas basadas en quitar los frenos a las defensas del propio organismo y lanzarlas contra los tumores.

Fisiología , Medicina , premios Nobel

Fuente: Agencia SINC


España |
01 de octubre de 2018

Hoy se han fallado los premios Nobel de Medicina o Fisiología, que han recaído en James P. Allison y Tasuku Honjo por sus trabajos en inmunoterapia contra el cáncer, un nuevo enfoque contra la enfermedad consistente en liberar toda la artillería de nuestras defensas para combatir los tumores.

Tasuku Honjo y James P. Allison. / Nobel Prize Foundation

El cáncer mata a millones de personas cada año y es uno de los mayores desafíos de salud de la humanidad. “Al estimular la capacidad inherente de nuestro sistema inmunitario para atacar las células tumorales, los galardonados de este año con el Premio Nobel de Medicina han establecido un principio completamente nuevo en la terapia contra la enfermedad”, indica el comunicado de la Fundación Nobel.

James P. Allison (Texas, 1948), que actualmente es profesor de investigación en el MD Anderson Cancer Center de la Universidad de Texas, fue el primero en demostrar que la inmunoterapia puede tratar esta enfermedad de forma efectiva.

Allison estudió una proteína de células T CTLA-4, que funciona como un freno en el sistema inmunitario. “El investigador se dio cuenta de la posibilidad liberar el freno y que nuestras células inmunes pudieran atacar a los tumores. Luego desarrolló este concepto en un nuevo enfoque para el tratamiento de pacientes”.

Arsenal terapéutico

El pasado mes de enero el investigador estadounidense recibió el premio Fundación BBVA en Biomedicina y reconoció que con esta terapia “no se van a sanar todos los tipos de cáncer”. Pero agregó que “en el futuro la inmunoterapia formará parte del arsenal terapéutico contra muchos tipos de tumores, en combinación con quimioterapia o radioterapia”.

El Premio Nobel Tasuku Honjo, rodeado por su equipo en la Universidad de Kyoto, inmediatamente después de escuchar la noticia de que había sido galardonado con el 2018. / Twitter

Paralelamente, Tasuku Honjo (Kioto, 1942), de la Universidad de Kioto, fue el descubridor de la PD-1, otra proteína expresada en la superficie de las células T. “Después de una exploración cuidadosa de su función, finalmente reveló que también opera como un obstáculo frente al cáncer, pero con un mecanismo de acción diferente. Las terapias basadas en su descubrimiento demostraron ser sorprendentemente efectivas”, agrega el comunicado.

Tanto Allison como Honjo han mostrado cómo se pueden usar diferentes estrategias para inhibir los obstáculos del sistema inmunitario en el tratamiento del cáncer. “Los descubrimientos de ambos laureados constituyen un hito en nuestra lucha contra el cáncer”, destaca la Academia.

La inmunoterapia contra el cáncer fue considerada el avance científico del año en 2013. Hace solo unos meses, este tipo de tratamiento logró que una mujer con cáncer de mama metastásico eliminara por completo sus células tumorales.


Te interesa

06 Oct 2017
Así son los retratos de moléculas congeladas que han ganado el Nobel

El Premio Nobel de Química 2017 ha reconocido a los impulsores de la criomicroscopía electrónica, una técnica para visualizar en alta resolución las biomoléculas, a las que se congela en plena actividad.

08 Oct 2013
El Nobel de Medicina recae en tres expertos en fisiología celular

Los científicos estadounidenses James E. Rothman y Randy W. Schekman, junto con el alemán Thomas C. Südhof, han sido galardonados con el Premio Nobel de Medicina 2013 "por sus descubrimientos de la maquinaria que regula el tráfico de vesículas, un importante sistema de transporte de las células".

18 Jul 2017
Científicos de la Univesidad de Granada diseñan una nueva técnica ultrasónica que permitiría diagnosticar enfermedades como el cáncer

La Sociedad Europea de Biomecánica ha premiado este trabajo en su 23º Congreso Europeo, celebrado recientemente en Sevilla. Está metodología daría lugar a un diagnóstico no invasivo gracias al uso de ondas ultrasónicas de torsión para el estudio del tejido blando. 

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia. Continuando la navegación aceptas su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar